viernes, 27 de junio de 2008

Grandes Misterios Catódicos 1

Entre los grandes misterios televisivos de mi infancia, 3 brillan con especial intensidad:

- Uno fue la cara de la canguro que cuidaba a los Teleñecos (“Muppet Babies”) en la versión infantil que emitió televisión española allá en los ochenta. Gonzo, Peggy… todos sabían como era. Pero la audiencia sólo conocía su peculiar vestimenta de muñeca a la que tanto debe Cañizares. El caso es que yo JURO por lo más sagrado (mi disco firmado de Gigatron) que en el último capítulo salía la cara de la Nanny!! Era pelirroja, con coletas, un gesto de teenager entrañable y probablemente llevaba gafas o aparato en los dientes. No he conseguido encontrar una imagen de la susodicha, lo que hace que dude de mi propia memoria. ¿Un delirio infantil provocado por un atracón de Panteras Rosa? Podría ser.

La Niñera sin cabezaaaa

- Otro de los misterios que provocaban las elucubraciones más marcianas de los ochenta fue el nombre del detective Colombo. Ni como era su nombre y su mujer se supo nunca oficialmente. Y digo oficialmente porque los hubo que se atrevieron a dar por bueno uno de los nombres para nuestro tele-tuerto preferido. Uno hasta tuvo la osadía de incluir el nombre de Colombo en un juego tipo Trivial, lo cual fue totalmente desmentido por los creadores de la serie, quienes aparte de echarle una buena, afirmaron que Colombo nunca tendría nombre. Si alguno habéis oído algún nombre, que sepáis que es falso. Casos parecidos en los 90, sólo que con mucha menos repercusión, son las caras de Wilson, el vecino sabelotodo de “Un chapuzas en casa” y de Maris Crane, la fascinante mujer de Niles Crane, el apocado hermano de Frasier.

Evidentemente también está el caso de Charlie, jefe de los bellos Ángeles. Lo que sucede es que, debido a mi edad, la emisión de “Los Ángeles de Charlie” me pilló bastante lejos. Además Charlie nunca me ha suscitado demasiada curiosidad.

Esta cara sí que es un crimen


- Y luego está, como no, el rostro del Doctor Claw, o Gang, de “El Inspector Gadget”. El malo que ha lucido los guantes más jebis de la animación ochentera nunca dio la cara. ¡Ni ante la ley ni ante nosotros! Aquel tipo, al frente de la maliciosa organización MAD (algo así como la SG*E) tenía una choza y una voz alucinantes. Era más malo que la quina y aunque es cierto que los planes siempre le salían mal, desde luego no era porque él no lo hiciera bien. Eran los golpes de suerte del estúpido Inspector los que siempre desbarataban sus planes. Bueno, eso y que estaba rodeado de unos esbirros absolutamente inútiles, incapaces de vencer a una niña acompañada de un chucho. Vale, que la niña era superdotada y tenía un libro mejor que cualquier móvil de última generación, pero aun así joder, qué eran dos contra toda una organización del mal!!

Lo más curioso de este Doctor Claw es que aunque nunca se vio su rostro en televisión (olvidaos de la versión cinematográfica con Dylan… digo, Rupert Everett) si que se pudo ver en muñeco!! Algún comerciante avispado decidió hacer algo de pasta sacándose de la manga un muñeco de la Némesis de Gadget con todo lujo de detalles. Lo que no se es hasta qué punto esta cara tiene algo de oficial.

Susto o muerte

Actualizado 30/06/08
- En vista de los comentarios de nuestros queridos lectores, os dejamos dos imágenes que ilustran vuestras más perversas fantasías. ¡Adelante Gadgeto-manubrio!


5 comentarios:

El Anonimo Negro dijo...

Joder me has rayado con el inspector gadget, me he puesto a recordar nombres de la serie y no me acordaba del perro, pero la wikipedia a resuelto mi duda "Sultan", y encima encontre el nomnbre que le dan al inspector en latinoamerica, el Inspector Truquini, jajajaja.

Doctor Proctor dijo...

¿Truquini? En fin... por cierto, yo también tengo una imagen nítida de la cara de la nanny de los Teleñecos en ese último episodio, el problema está en que no aparece en ningún sitio y estoy empezando a dudar de mi memoria...

Attomatic Chepúo dijo...

no te digo yo lo que le habría hecho a la sobrina del inspector gadget cuando yo aun tenía acné...

por cierto, los Chocapic se llamban Chocopic, lo juro!

Lengua Negra dijo...

Y las mujeres de los Click eran las Clack. Y los sacaba Famobil, que no Playmobil.

Y, y, y, y Popeye era "pop-eye" porque era tuerto! ¿Lo pilláis? POP!-eye. ¡Qué palo!

el agus dijo...

La sobrina del inspector ya tenía una ganada fama como succionadora de espetos cárnicos en su adolescencia. Lo que pasa es que el tío no podía controlar tampoco eso, menuda golfa la sobrinita.
Saludos